22 nov. 2012

Jartita de la melenita

A ver.... cuando una es mamá primeriza no sabe a lo que se enfrenta cuando la babymonster llega a tu vida. 

Yo me di cuenta al mes de haber nacido mi pequeña, que mantener mi larga melena, con sus mechas brillantes,su corte perfecto, no iba a ser tan fácil como había sido hasta ahora. Y más mi melenaca que necesita de todos los potingues del mercado, un secado intensivo y planchármelo hasta con la plancha de la ropa, porque sino puedo quedar tipo pumuki. Es lo que se le llama ahora, "melena mediterránea", un quiero y no puedo de pelo liso.

Claro al nacer la mayor, vi que me era imposible, y vi en mi serie favoritiiiiisima, Friends, a Rachel con su melenita cortita (monísima, planchadísima, mechas perfectíiisimas) casi finalizando la serie. Me enamoré al momento, y antes de darme cuenta, ya tenía cita en mi peluquería favorita.



La verdad, es que se lava en 2 minutos, el secado es rápido, y una está lista en na y menos, cosa que teniendo un babymonster se agradece, pero ahora, no pidas ese resultado tan perfecto de Rachel porque no, volverás a tu melena pumuki, pero en cortito!!!


Por eso cuando mi segunda babymonster estaba a punto de nacer, dije: tú a mi ya no me pillas.

Y dos semanas antes de nacer, volví a pasar por una peluquería (no mi favorita) y me corté el pelo (no era mi corte favorito), ya sabía que no iba a tener tiempo, esta vez era otro tipo de melena corta. Cuando nació mi babymonster y  empecé a poder dedicarle cierto tiempo a mi pelo, vi que esa melena, no me favorecía mucho (claro, no sale en Friends, normal), haciéndome volver a mi pelu (la favorita) y ras ras, melenita a lo Rachel de nuevo.

¿Qué sucede? que echo de menos mi melenaca larga.... mi pelo planchadíiiiisimo, y recto recto, mis mechas, mis visitas a la peluquería con el té que te ponen, esos masajes con aromas en el cuello y cabeza antes de lavarte, esas charlas con mis peluqueras, ese:¿qué te quieres hacer hoy?- y yo contestar- me dejo en tus manos, siempre me dejas moníiiisima... 

Echo de menos mis trenzas al lado a lo Alexander Wang, el parecer una niñata con mi flequillo recto, echo de menos tener el dinero para ir, pero me lo gasto en pañales (que mira que están caros lo jodíos)... así que desde aquí hago un llamamiento a los Reyes Magos, al Papa Noel, a yo que sé.... a quién sea, para que me regale una sesión de peluquería, y yo a cambio prometo, no volver a cortarme el pelo a lo Rachel, que al fin y al cabo, una no tiene en casa a un equipo de peluqueros pegados a su culo, sino a dos minimonster que lo único que quieren es cortarte el pelo. 



He dicho.

EDITO: Es curioso como una sufre una amnesia total o parcial a veces, pues tiempo después, exactamente 2 años después, escribí este post sobre el Corte Bob y las ganas que tengo de volver a él. Lo dicho, estoy de atar, y Friends me sigue haciendo mucho daño. 

10 comentarios:

  1. Jajajaja, a mí me pasa lo mismo!!! Me encanta el pelo de Rachel, es verdadero furor. Es que es increible ese pelo, con ese movimiento y ese peso que hace que se le mueva todo en bloque. Yo hago eso con mi melena y con el encrespamiento se me queda un pelo en cada Comunidad Autónoma.
    Mil besos guapa!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. yo moriría por el pelo de Rachel, de hecho soy de las típicas que va con la foto y digo: quiero este corte. Y me lo hacen, y salgo como Rachel, pero ahora, en cuanto me lo lavo.... vuelvo a ser pumuki, lo dicho, lo que se dice ahora, pelo mediterráneo... aiinnss

      Besazos!!

      Eliminar
  2. Dejalas hacer, igual te sorprenden gratamente y te ahorras una pasta, jajaja.
    Yo desde llevo el pelo largo, pero llevo casi cinco años con coleta, no te digo na.

    Algún dia volveremos a parecer mujeres arregladas con pelos perfectos, pero para entonces, amilanarás nuestro explendor la arrugas.

    Besos apretaos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy muy de roetes y cocos en el pelo, y trenzas al lado. Pero ahora es que no me llega ni para una colilla de na XD Y eso de mechas, olvida!!!! que no hay ni tiempo ni dinero para invertir en el pelo.... que pena.... :((((

      Eliminar
  3. María (diariodeunbebeconcolicos.com)23 de noviembre de 2012, 22:50

    No sé si reir o llorar. Yo me acuerdo cuando antes de salir de casa me daba tiempo a plancharme el pelo y maquillarme un poco, ains! qué pena! pa lo que hemos quedao!
    Pero no pierdo la esperanza de que en algún momento volverán los tiempos de la sofisticación capilar y me podré quitar la coleta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me tenías que ver a mi el otro día en Primor:
      - Por favor, necesito un producto que me quite la cara de madre cansada, que se extienda en 1 minuto, y que me de buen color. Pero que no parezca que voy maquillada, que voy natural, pero con buen tono de cara, nada de ojeras y eso.. ¿tienen algo?

      La cara de la dependienta era un poema, mientras yo meneaba el carrito de la babymonster llorando, a la minimonster agarrada del brazo pq ve "pinturitas" y se vuelve loca.

      Eliminar
  4. Te comento mi experiencia... Con la mayor tenía el pelo largo, larguísimo, no en vano, siempre lo he tenido así para "poder hacerme el moño de ballet" (y hacía unos pocos años que había dejado de bailar), tenía mechas pero lo de alisarmelo pues no es lo mío; así que tenía pelo rizado, bien marcado y unas mechas perfectas.
    Nació la mayor, y se cayó el pelo. Bueno, todo entero a la vez no, pero me cansé, y lo corté. Soy una mujer de impulsos. Además, me lo oscurecí. Aproveché para quitarme las mechas rubias, y dejarlo más caoba.
    Con la segunda, fue similar. Pero fui más radical. Me corté el pelo casi como cuando era pequeña, y aproveché a llevarme a la mayor a su primer corte de pelo.
    Y te confieso que a mi pelo le cuesta un montón crecer.. Aunque me lo corte en luna creciente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi pelo no es que fuese una melenaca larguísima, como mucho por debajo del pecho. Además soy bastante desastrosa con el pelo, odio secarmelo y no tengo gracia ninguna arreglandomelo. Pero me quedaba mono.... A ver si me crece ya y vuelvo a ser yo... XD

      Eliminar
  5. Yo no abandono mi peluca por nada!
    Despeluzada ando los meses después de parir pero yo sin pelo largo me parezco a algo no muy lejano a una africana esas de tribus remotas del interior del África salvaje. No hay parto que me aparte de mi melena xD
    Yo aprendí a hacerme unos apañaos para los tiempos malos y los tiempos de poco tiempo libre y así voy saliendo del bache. Viva la melena!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. que envidia!!!! que yo me hago ahora unas colillas que parecen de ratilla vamos.... Me arrepiento en parte de habérmelo cortado, ya que con el pelo largo, puedes disimular más el no tener tiempo de arreglartelo. Porque con el corto, o lo llevas super cuidado, o pareces que te acabas de levantar... en fin... que habrá que esperar a que esto crezca.

      Eliminar

Muchas zankius por comentarme! Estaré encantada de leerlo en cuanto me salte el chivato :P

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...