13 nov. 2012

Sexo en el Embarazo, pero la verdad verdadera (II)


El otro día os contaba los cambios que comienza a sentir (sufrir) una mujer en el primer trimestre de embarazo en referencia al sexo. Si os habéis quedado con ganas de más, continuad leyendo, que el segundo trimestre de embarazo no tiene desperdicio...


Una madre una vez me dijo que al segundo trimestre se le llama "la luna de miel del embarazo" y no puedo estar más de acuerdo. Porque una vez que superamos el umbral de las 12 semanas, ese temido umbral, en el que se supone que entramos en zona segura, todas las mamás respiramos y nos quitamos un miedo de encima bastante grande. 

¿Y qué sucede en este trimestre? pues que estamos las mamás con un chute de felicidad embaracil, que a cualquiera otra mortal le damos ganas de vomitar.  Empezamos a notar la barriga crecer (aún más para las menos afortunadas, como yo), empezamos a sentir que la ropa no nos entra (yujuuuuuuuuuu), pero tenemos una barriga algo, eeemm a ver como lo digo.... que tenemos que ir diciendo que estamos embarazadas para que ninguna malafollá diga que hemos engordado. Y entre esa leve bipolaridad que nos entra de estar contentas por ese bultito que empieza asomar por nuestra tripa, y que la ropa ya nos dice bye-bye y empezamos a tirar de premamá; llega el momento del sexo.




Oooohhh, nos sentimos diosas, tenemos un desbarajuste de hormonas, que estamos pletóricas; tenemos energías, le hemos pegado una patada a las asquerosas náuseas (las que tenemos suerte), y nos sentimos de puta madre, la verdad. 

Y al tener todo ese cóctel de buen rollo en el cuerpo y de bienestar, pues las ganas de tener sexo aparecen de nuevo, además al tener poca barriguita pues seguimos siendo ágiles lo que en temas maritales se refiere. Y ya vuestro cuerpo hace el resto, ¿qué cómo? pues empieza a segregar más lubricante, los labios mayores y menores aumentan de tamaño haciendo más placenteras las relaciones, resumiendo, que tenemos orgasmos como churros!!!!! 

Tenemos más flujo, ¿cómo que más? si tenemos ahí abajo el grifo abierto y eso es un no parar!!!!! ¿en qué nos ayudará eso? pues que en las relaciones disfrutaremos muchísimo más porque estaremos más lubricadas y como andamos más "húmedas" pues por ende, andamos más, mmm..a  ver como decirlo de una forma fina, "andamos más hambrienta de sexo".

Aquí aparece otro síntoma de la sequía que hemos tenido en el primer trimestre, que me levante la mano la que no ha tenido sueños eróticos en el segundo trimestre. Veo que pocas levantáis la mano, y es que es lógico, tenemos al cerebro loquito perdío con tanta hormona, y encima nuestro cuerpo solo nos hace lubricar más y más, pues claro, suceden estas cosas, que los sueños se convierten en un pase tras otro de actos sexuales. Con lo que no os asustéis si os despertáis más de una noche gimiendo como una descosida, es normal; lo que será de fotografiar será la cara del de al lado.



Pse, pse... oye... que queda una tercera entrega sobre el sexo en el embarazo, te espero allí!

4 comentarios:

  1. Jajajaj, es cierto, este trimestre es el mejor!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. yo me lo pasé de puta madre, que quieres que te diga jajaja

      Eliminar
  2. ¡Un aplauso! Buenísimo. Es cierto, hay que disfrutar de ese cóctel de buen rollo y bienestar. Es definitivamente el mejor trimestre del embarazo. Además como que ya nj hay náuseas y vómitos pero todavía no te has convertido en pez globo, puedes disfrutar de tu nuevos senos (que estos, después del parto también se esfuman). Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. aaaiinnsss ni me hables de los pechos!! que después de mi primer embarazo se quedaron tan descolgados que podía ponermelos de hombreras... jajaja

      Eliminar

Muchas zankius por comentarme! Estaré encantada de leerlo en cuanto me salte el chivato :P

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...