12 feb. 2013

Mi Parto de Babymonster. (Cesárea)

Pues si ayer os contaba el parto de la minimonster, hoy tocaba el de babymonster, de cajón.

Este me costó sufrir un duro golpe (me chupé una cesárea y yo no quería).

Pero leed, leed... que paradoja madre...




Babymonster llegó después de un aborto que tuve después de Minimonster (en otra entrega, un capítulo difícil en mi vida), queríamos darle un hermanito a la peque, pero nos llevamos ese chasco, y al final vino nuestra pequeña Babymonster.

El embarazo fue de lo peor, unas náuseas, unos mareos; a los 3 meses ya con ciática y lumbago, y la enana que parecía trapecista… Un horror, a su hermana no quería parirla por lo bien que me encontraba, con ella estaba deseando que me la sacasen porque estaba harta (hasta los cojones básicamente).

Su fecha prevista de parto era el 31 de Julio del 2012, pero desde la semana 16, me iban diciendo que la enana estaba sentada, pero que ya se giraría… llegaba otra revisión y mi pregunta era lanzada con rapidez:

-       " ¿Se ha girado ya?"
-        "No, sigue sentada"


Semana 38: Monitores, todo perfecto, la niña portándose más bien que nunca, tal como me quitan los chupones esos, la tía empieza con su after hour matutino. 0 contracciones. Vamos a la exploración: está sentada, debemos de empezar a tomar decisiones (me rilo patilla abajo).

Se me ofreció el programar el parto (la cesárea vaya), se me explico que probablemente sería cesárea… me iba a dar un infarto allí mismo. Pedí que me dejasen una semana más, que estaba aún en la 38 y que a lo mejor se giraba en el último momento, aceptaron sin problemas. Cita para la próxima semana y listo.

Me tiré toda la semana haciendo toooodo lo que leía por internet para girar a un bebé: postura del gato de yoga, inclinar más mi parte superior del cuerpo en relación a la inferior, hacer el pino en mi piscina, visualizarlo… todo (si me hubiesen dicho que comiendo plátanos se giraba, os aseguro que me habría dado hasta un cólico). Pero la niña a su bola y pasando de mí, de mis posturas, y mis visualizaciones, la tía ya marcando condiciones desde el útero.

¿Qué porqué no quería cesárea? Porque soy una desgraciada en los quirófanos, tengo muy mala suerte, y siempre tengo que entrar una segunda vez por algo (tengo historial que lo avala), y ¡por qué yo quería parir a mi hija de forma vaginal!, sabía que estaba preparada, que era más madura que con Minimonster, y que iba a controlar mejor la situación (pues un mojón pa mí).

El 23 de julio a las 20:00h, descubro que mis braguitas andan demasiado húmedas, enseguida contacté con la matrona de Mustela vía Twitter (pa comerte a besos @Elisa_PieldBebe ), y estuvo atendiéndome 3 horas, asesorándome y guiándome. Ambas pensábamos que podría ser una leve fisura de la bolsa, así que a eso de las 00:00h partimos elpadredelasfieras y yo al Quirón.

Cuando el matrón escucha mi motivo, dice que eso es flujo porque las embarazadas en el último momento tienen un flujo muy líquido que se confunde con líquido amniótico (eso a mí con Minimonster no me había sucedido, pero bueno). Vamos para monitores.

-        "¡Anda, pero si tienes contracciones!"

-       " ¿Ah si? Yo no siento nada." (Explicación: no podía sentir nada porque Babymonster se había tirado todo el embarazo pateándome, aplastándome, y creándome calambres continuamente, para mí era normal esas “molestias”)

Pasaron a explorarme y llamaron a la ginecóloga (informo, cuando fui en la semana 38, estaba 0 de dilatada y eso más maduro que un plátano verde). Casualmente era la misma ginecóloga que me había explorado la vez anterior y sabía todo mi historial, con mi niña en podálica (al parecer me había hecho famosa en toda la planta de ginecología, y se habían informado a todos los gines de mi caso para cuando me presentase allí, prácticamente me pasé a llamar: La Podálica. Me sentía hasta importante, fíjate).

Empezó la exploración y oye, que ahí le entraba la mano entera (y el ordenador, y mi iPhone y la ginecóloga mismamente si se quería meter), si, estaba dilatada de 5 centímetros. Cuando llegó el matrón y me dijo: "¿qué? ¿Qué no era nada verdad?"

Le solté: "bueno si para ti no es nada que esté de 5 centímetros y en podálica pues tú me dirás." 

La cara de ese hombre cuando escuchó los 5 centímetros no se me olvidará en la vida. (Y el placer de provocársela tampoco)

Me mandaron a la sala de dilatación porque estaba claro que yo era una cesárea de urgencias, pero me miraban mi cara y alucinaban porque yo estaba perfecta. ¿Problema? Que yo había cenado, así que me dijeron que tenían que hablar con el anestesista.

Imaginaros la situación: 02:00h del día 24 de julio ya, elpadredelasfieras y yo en la sala de dilatación mirándonos las caras y avisando a nuestros padres de lo sucedido. Con un grupo de whatsapp creado con mis mejores amigas, y todas hablando, sobre que estaba de parto.

La auxiliar venía cada 15 minutos: "¿qué tal te encuentras? ¿tienes molestias? ¿estás bien?"
Yo solo podía reírme y decir que me encontraba bien, que yo estaba bien y tranquila, ya estaba mentalizada de que iba para cesárea.

Me metieron en quirófano a las 02:15, no pudieron estar más atentos a mí. Y como yo estaba receptiva, riéndome, y colaborando en todo, y sobre todo, me sentía bien; pues todo transcurrió en un clima muy agradable, parecía que estaba entre amigos, y eso me relajó muchísimo más.

Vino la pediatra y lo primero que hizo fue presentarse a mí, sacaron a mi pequeña no sin anécdota. Cuando la ginecóloga quiso sacarla, Babymonster, le mordió un dedo, se ve que no quería salir de mi útero (esta viene pisando fuerte, ¡me gusta una tía con carácter!).

La enana desde que me la sacaron no paraba de llorar, y venga a llorar y más llorar, hasta que me la acercaron y le pregunto: "pero oye, ¿qué te pasa? ¿por qué lloras? a ti no es a quien han rajado. "
(ahí cayéndole ya su primera bronca, estaba nerviosísima) Se quedó callada automáticamente (esta me ha salido hecha una espabilá) y empezó a mirarme, todo el rato que estuvo a mi lado no soltó ni un llanto más, solo me miraba fijamente (mirada que se le ha quedado, ¿conocéis a algún bebé que con 4 meses intimide a vuestras amigas por las miradas tan fijas y analizadoras que echan? la mía es de esas). Me sentí como una perrita, porque como no podía cogerla, solo le acariciaba con mi nariz por toda su cara.

Cuando me la apartaron, empezó la opereta de nuevo. 

Examinaron a mi pequeña y en seguida se la llevaron al padre mientras terminaban conmigo. 

En observación lo primero que hicieron, fue ponerme a mi hija en el pecho, para que ya empezase a lactar. Aunque este parto terminó en cesárea, y me llevé un chasco horrible; reconozco que me sentí muchísimo mejor en este, más tranquila, más madura, y con más control de la situación que en mi parto anterior que fue vaginal.


EDITO: Estoy leyendo este post, justo un 23 de julio de 2015, con mi Babymonster en brazos, a horas de cumplir los 3 años. Y solo puedo decir una cosa:

Entregaba lo que me pidiesen, 
por volver a vivir ese momento. 

9 comentarios:

  1. madre me he leido tus dos partos ahora mismo... en algunas cosinas coincidimos... pero me ha entrado no se qeu cuando he leido que te cosieron sin anestesia...madre...no quiero pensar el dolor... coincido contigo en que el segundo parto me senti yo mejor, como dices tu mas madura y tranquila, y eso que GRITE como una loca... fue a saquini... leyendote puedo ratificar que la misma mujer puede terner embarazos y partos totalmente distintos... asi qeu imaginemos los casos y tipos de embarazos y partos que se pueden dar en este mundo... me ha gustado conocer tus historias... saludos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si nena... sin anestesia, hay que ser burra... aunque bueno, en el momento lo pasé fatal, ya ni lo recuerdo, y lo tengo como "anécdota".

      Un besazo y gracias por pasarte ^_^

      Eliminar
  2. Es que el trato que te dan es muy importante, es lo que se puede llamar un parto respetado aunque las circunstancias hicieran que fuese cesarea. Pero la empatía del personal con la parturienta es vital.
    Me alegro de que tuvieses un buen parto.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. nena es que es así eh???? vamos, con la ginecóloga es que me llevo genial, de hecho, me cambié de ginecóloga y la que me atendió el parto es la mía ahora. Y tía cuando estoy en la consulta parece que somos dos amigas charlando. Se nota que ella se siente super a gusto conmigo y yo con ella. También es cierto, que podemos tener la misma edad, así que eso ayuda bastante.

      Muak

      Eliminar
  3. Ayer te dije q adiós al sexo.... Y hoy me queda bastante claro lo q tng q hacer:
    - ponerme al día con Twitter q soy una patán y buscar gine q tb controle
    - crear un grupo de wasap-partil
    - olvidarme de todo lo q puede entrar con 5cm de dilatación
    - no visualizar la raaaaaaja

    Uffff esta noche tampoco.... Jajaja
    Besosssss y a x el tercero???
    Cosicas de nuestra vida

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja

      Twitter es imprescindible... te recomiendo que te pongas las pilas ya!
      Sobre lo del whatsapp, decir que solo una amiga de las 5 que era, es madre, el resto ni idea, pero me apoyaban y animaban. aguantaron hasta 4 de la madrugada (esperaron a que el papá le diese el parte de cmo era la niña, de como estaba...) teniendo que trabajar al dia siguiente todas... (algunas de hecho empalmaron pq de la emoción no pudieron dormirse)

      Te diría que de la raja terminas olvidándote, pero te mentiría... supongo que es que aún ha pasado poco tiempo y ya llegará ese día que ni recuerde que la tengo. Supongo que es como los tatuajes (llevo 2) y bueno... ni me acuerdo que están ahí.

      El tercero ya dentro de un tiempecito (poco eh?) que con la segunda me he colado esperando.

      Besos!!!!

      Eliminar
  4. Yo también tengo raja, pero de una operación de urgencia de endometriosis. Y cada vez que he ido al paritorio me dicen, ya has tenido cesárea? Ains, no se leen los historiales o qué? ME gusta que tenga carácter. Mi pequeña también tiene, y no veas, como diría su padre, los tiene cuadrados. Menuda buena pieza.

    ResponderEliminar
  5. Mi segundo parto, fue sin epidural... Algun dia lo contare.... Muuuuy heavy,,,,,,
    Por cierto.... Mi niño nacio el 25 de julio, jesus.... Estabamos embarazadas a la vez.... Y nosotras sin saberlo!!!!!!
    Lola

    ResponderEliminar
  6. Ainss yo lo pasé tan mal anímicamente cuando me dijeron que cesárea... ufff. Babymonster es 15 mayor que mi Canija.... y si no he calculado mal (yo soy de letras) me da que soy de tu quinta!!!

    ResponderEliminar

Muchas zankius por comentarme! Estaré encantada de leerlo en cuanto me salte el chivato :P

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...