21 oct. 2013

Banana Bread, o lo que es lo mismo, Pan de Plátanos

Partamos de la base que no soy muy dada a hacer bizcochos con frutas y esas cosas, tú a mí me sacas de la manzana y naranja y ya me parece una osadía usar otras frutas (no quiero ni recordar el desastre del bizcocho del pomelo). Pero dí con la receta del Banana Bread y dije: madre mía que rico tiene que estar esto.

Pero en la nevera tenía unos plátanos neeeeeeeeeeeeegros, pero negros, y vamos, me da pena tirarlos, pero Minimonster ni de coña le engaño para que se los coma, y Babymonster está empezando a coger complejo de perro que se come las sobras.

En fin, que recordé un capítulo de Los Simpsons en el que Marge le dice a Lisa que tiene plátanos maduros para un pastel, y así comencé mi búsqueda del: bizcocho de plátanos. 

Di con esta receta, no puedo poneros el link porque lo hice desde otro ordenador, la copié en una libreta y nunca más supe volver a esa web. Deciros que al parecer, este tipo de "pan" es muy muy típico en el país yankee, y que es super famoso en los Starbucks el pedirlo (y yo pidiendo muffins y baggels...). 

Me ha sorprendido gratamente, porque si el bizcocho estaba rico recién hecho, al día siguiente está espectacular, y para aquellos que temáis que noten el sabor a plátano y más de un monsters quiera huir, os informo que os podéis inventar los ingredientes del bizcocho, porque al menos, aquí en casa, nadie le hemos encontrado el sabor.

También os quiero indicar, que voy a intentar explicar mejor ciertos términos o acciones que hacemos en la cocina y que la gente que está empezando, a veces no entiende, por lo que lo explicaré con mis palabras, espero que ningún erudito de la cocina se eche las manos a la cabeza con mis definiciones (pero al fin y al cabo lo que busco es que se enteren!)

Bueno, que no me enrollo más y os paso la receta...







* NOTAS IMPORTANTES *

- Recomiendo, que TODOS los ingredientes estén a temperatura ambiente, es decir, si ya por la mañana sabemos que vamos a hacer el bizcocho después de comer, al menos una hora antes, sacar todos los ingredientes de la nevera.

- Como pongo en la lista de ingredientes, las nueces picadas, son optativas. La receta original las lleva, pero en casa por ejemplo, por ahí no pasan, así que las sustituí por virutas y bolitas de chocolate.



1º. Precalentamos el horno a 180º en la función arriba y abajo. Cogemos un molde de bizcocho (es típico hacerlo en el molde "cake" que es el alargado, yo preferí el redondo), y ponemos mantequilla en sus paredes y fondo, a continuación lo enharinamos (evitaremos que se pegue nuestro bizcocho)

2º. En un bol, pondremos los plátanos a rodajas, junto con la leche y el azúcar, y comenzaremos a machacar  con un tenedor los plátanos para crear como una especie de pasta. Reservaremos.

3º. En otro bol, tamizaremos la harina, junto con la sal, levadura y bicarbonato, (recordad, al tamizar, lo que estamos haciendo son dos funciones a la vez, la primera es evitar grumos;  la segunda es "meterle" aire a la masa para que salga más esponjoso) (y para los que no lo sepan, tamizar es pasar por un colador)

4º. Añadiremos la mantequilla en forma pomada al bol de la harina (la forma pomada, es cuando está en ese estado blandito que es como el paso anterior a que se derrita. A veces podéis ayudaros del microondas si está muy dura, pero tienen que ser ciclos muy muy cortos de duración o se derretirá) y la esencia de vainilla (aquí recomiendo que no uséis el aroma de vainilla que es el bote con la vainilla líquida, sino que uséis los granos del interior de una vaina, que venden botecitos con ellos, os da un sabor espectacular a los postres y merece mucho mucho la pena), y mezclaremos todo bien bien con un batidor y a mano para que se liguen todos los ingredientes.

5º. Cuando tengamos la masa cremosa, iremos añadiendo UNO A UNO, los huevos, es decir, echamos un huevo, mezclamos bien con la masa, y cuando esté todo ligado, echamos otro huevo, y así hasta el cuarto.

6º. Unimos las dos masas, la del primer bol junto con la del segundo bol, volveremos a mezclar para crear una única masa. Aquí es cuando añadimos el ingrediente que queremos que destaque: nueces, trozos de chocolate, almendras...

7º. Verter en el molde, y al horno. En la receta original recuerdo que ponía que en unos 40 - 45 minutos estaba hecho, a mí en cambio, tardó cerca de 55 minutos. Pero a partir de los 40 minutos, os recomiendo que pinchéis con el palo de un pinchito (son super útiles estos palitos) para ver si os sale con masa o limpio. OJO, no confundáis la masa con el platano, si pincháis por fuera veréis que la masa hace "resistencia" al palillo.

8º. Cuando el palillo salga limpio, lo sacáis del horno, lo dejáis atemperar; por último desmoldais, y a disfrutar!



Ya me diréis que tal os ha salido y si habéis triunfado o no.
Y por supuesto, espero vuestras variaciones de la receta!

5 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Te recomiendo que lo hagas al 100% y me cuentas

      Eliminar
  2. Tomo buena nota porque tiene pinta de estar delicioso y ser bien sencillo, o sea que con este me atrevo..
    Gracias guapa!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja

      anda anda, con lo cocinillas que tú eres, puedes con este y con más! cuéntame que tal te sale!!!

      Eliminar
  3. Pues me lo apunto, y mañana mismo lo hago jijiji
    Gracias

    ResponderEliminar

Muchas zankius por comentarme! Estaré encantada de leerlo en cuanto me salte el chivato :P

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...