13 ago. 2014

¡A descansar!

Bueno gente,

Estamos ya casi a mediados de agosto, y este año la verdad es que he ido llevando el blog más o menos al día en verano. Pero necesito descansar un poquito y sobre todo meterle un achuchón al máster que lo llevo ranqueando.



Así que creo que es muy buen momento para las recién llegadas, para que os pongáis al día de toda smis entradas :P y para las que ya sois de la familia, os releais mis post y comprobéis que me los habéis comentado jajajaja.

Aquí la menda, aunque no veranee en pueblitos buenos, o se vaya a playas de envidia cochina, no se está quieta, así que os voy dejando que me espera en un rato una sesión de karts.

Que paséis muy buen verano!

¡Nos vemos a la vuelta!

11 ago. 2014

50 cosas sobre mí, solo mías

Me he dado cuenta al leer mi post, que me dejaba muchas cosas en el tintero mías y que me gustaría que supieseis. Y bueno, aquí estoy ahora con una versión exclusiva mía y no como la versión anterior donde también incluía a Minimonster y Babymonster. Tú verás como al final me quede sin saber que contar, lo bien que voy a quedar....

1. Odio la menta, la hierbabuena, y esas plantas que tienen esos sabores. Me dan mucho asco.

2. Me encanta viajar, pero cuando estoy viajando, estoy deseando volver a mi casa y a mis rutinas.

3. Nunca me he roto ningún hueso, ni llevado muletas ni na. En el cole a veces fingía cierto dolor y mi padre como mucho me vendaba.

4. Una vez me ingresaron pensando que tenía apendicitis, y lo que tenía era un ataque de gases.

5. He llevado pendiente en la lengua. Me lo quité un día para verme el agujero, y la bolita se me cayó por el lavabo, dije: mañana voy a comprarme una. Y hasta el día de hoy. Nunca fui.

6. He sido muy floja de adolescente, si mi madre no me hacía la merienda, no merendaba. 

7. Hablo muy muy rápido, lo cual me obliga muchas veces a repetir lo dicho.

8. Es imposible que la gente escriba bien mi apellido la primera vez que se lo digo. Torpes. 

9. Tengo los pies plano balbos, herencia de mi abuela. Y he llevado un aparato parecido al de Forrest Gump mientras dormía con 6 años, me dolían tanto los huesos, que me lo quitaba. 

10. Hablo a mis amigas como si fuese su madre, y les regaño también de la misma manera, no puedo evitarlo. Soy muy protectora. 

11. Mi madre me dice que soy una sargento con mis hijas, pero en verdad se pitorrean de mí, y mi cansancio hace que les permita más cosas de las que me gustaría. 

12. Le he salvado la vida a varias personas por ahogamiento en la playa. Lo que también me ha llevado a reanimar a personas, que han sufrido ataques del corazón, por ser socorrista de Cruz Roja. Me encantaba mi trabajo de socorrista, pero el cambio de gerencia hizo que lo mandase a la mierda. 

13. Soy muy segura diciendo las cosas, eso me hace parecer convincente. Más de una vez me he colado.

14. Aún guardo mis cintas VHS grabadas con la serie Marmalade Boy, para ponérsela a mis hijas cuando crezcan. Aunque no sé en donde porque no tengo vídeo.  

15. En mis viajes familiares cuando solo estábamos mi hermano y yo, en nuestro 127 verde militar, solo se escuchaba a Juan Luis Guerra.

16. Hemos llegado a ir a Cádiz en el 127 mis padres, mis abuelos, mi hermano, yo y mi perro. Cuando nos cruzábamos con la guardia civil, nos tiraban al suelo a los dos. 

17. Mi padre quería que fuese abogada y que dio mucha chapa con ello. En el fondo y tal como soy, creo que hubiese sido muy muy buena abogada. 

18. Debido a mi habla rápido, he sido pésima con los signos de puntuación. Mis trabajos de la carrera, se los pasaba a mi padre para que me los corrigiera porque no ponía ni una coma. El blog me está ayudando con este problema.

19. Una vez me dieron un premio en 8º, al mejor cuento inventado, iba sobre un niño que derrotaba a un dragón haciéndole cosquillas. Lo encuaderné y todo con un lazo, era precioso. 

20. He dado cerámica 5 años, por eso cuando en 3º de ESO, en la asignatura de Dibujo, nos tocó el último trabajo una escultura de cerámica, aplaudí con las orejas, porque había estado sacando 10 en los exámenes. Presenté un busto masculino boca abajo sobre una peana. La profesora me puso un 7 porque dijo que eso no lo había hecho yo; el que venía detrás mía, le presentó un dado y le puso un 10. Me iba a comer a la profesora. 

21.  Soy muy vehemente defendiendo mis ideales.

22. Sé leer bastante en inglés, el oído lo tengo algo oxidado, pero si me viene un inglés y me pregunta algo, me cago patilla abajo, porque de repente olvido todo mi vocabulario y no me sale ni una frase. 

23. Hasta los 18 años, he hecho todo lo que me han ordenado mis padres. A partir de esa edad y de comenzar a trabajar como vigilante de playa, empecé a juntarme con gente de 25 años. Ahí fue cuando me convertí en una tortura para mi padre, que siempre ha dicho que fue lo peor que pudo hacer (el colarme en ese curro). A día de hoy, me pone a mí de ejemplo frente a mis hermanos. No se aclara este hombre.

24. El día que mi padre se enteró por un compañero de trabajo, que su hija mayor, de 18 años, tan buena, estaba saliendo con un tio de 24 años, con un audi A3 con los cristales tintados, con tatuajes y fiestero, le iba a dar un chungo. Me ordenó que le dejase inmediatamente y me chupe innumerables broncas. A día de hoy le trata como a un hijo más, y el padredelasfieras está encantao porque sabe que se lo tiene ganao.

25. Tengo dos lunares en las palmas de las manos y nací con un lunar en la rodilla izquierda que aún lo tengo.

26. No soy envidiosa, me da igual si a la gente le va mejor, o consigue más, o tiene más. Me da bastante igual. 

27. Me gusta el silencio y estar sola. De hecho, necesito momentos del día de estar a solas.

28. Voy hablando sola, ya sea en mi casa, por la calle o haciendo la compra. La gente me mira raro, pero... soy así. 

29. No soy muy fiestera, normalmente soy la primera en retirarse cuando me aparece el sueño. Para mí, el sueño, es sagrao y mi cama, más.

30. Suelo sacarle punta a los problemas cuando aparecen. Creo que me ayuda a canalizar mejor ese mal momento o mala situación, y siempre intento ver el lado positivo. 

31. No me gusta llorar, que me vean muchísimo menos. Pero como digo yo: cuando se me abren las compuertas, me cuesta muchísimo cerrarlas de nuevo. Para mí el llanto, es algo que necesito hacerlo en soledad.

32. Siempre he conseguido el chico que me gustaba, no sé como la verdad, porque yo físicamente nunca he sido nada del otro mundo, pero oye, que les terminaba gustando. 

33. Me encantan los viernes que llueve por la tarde, hace frío, y estoy en casa con una manta. Y ya si hay truenos... flipo.

34. Me gustan las tradiciones, tanto las que arrastro por mi familia, como las que he instaurado en mi casa, y son sagradas. 

35. No sé mentir, doy pena. Me río, me salen mentiras absurdas, me pongo colorada... Elpadredelasfieras me ha pillado siempre, porque mi cara parece un puzzle intentando encajar.

36. Mi casa, no es mi casa mis sueños, aunque intento ir cambiándola poco a poco, pero sé que jamás lo será, para empezar porque no tengo jardín ni puedo tenerlo!

37. Me gusta la música muy muy fiestera, básicamente es porque como tengo tendencia a estar depre todo el día, esta música me sube el ánimo y me siento mejor.

38. Odio el pachangueo, la salsa, y esas historias. Me matan. Una vez me llevaron mis amigas a un chiringuito donde solo ponían salsa, habían tíos sudados bailando con tías, y servían mojitos. Creí morir del asco que me daba todo. 

39. A colación del anterior, odio los Mojitos, esto viene por el punto número 1.

40. Pienso mucho en: qué habría sido de mí si... no hubiese estudiado esta carrera, no hubiese seguido en esto, hubiese intentado esto otro... Lo sé, para matarme, pero no puedo evitarlo.

41. No me gustan las películas de miedo, no he visto ninguna ni las veré. A mí eso de ver una película para pasar un mal rato, conmigo que no cuenten.

42. Creo, que aunque me gustaría tener familia numerosa, mi mente me dice que la fábrica ya está cerrada. 

43. Cuando estoy enferma no quiero que nadie me hable, no me quejo, yo no hablo, y quiero estar sola. Soy una enferma muy silenciosa.

44. Me gustaría retomar el dibujar con carboncillo. Tengo mi primer dibujo enmarcado en mi casa, mi madre tiene mi favorito en la suya. Y tengo otro dibujo a medias, que era para mi padre que es el Juan Sebastián el Cano. 

45. No me gustan las tartas, en los cumpleaños, mi trozo siempre se lo doy a Minimonster. 

46. No me gusta el té, pienso que es meao de burra. 

47. Pienso que el padredelasfieras es lo peor regalando porque: o me da el regalo antes, o me dice que me va a comprar, o compra el regalo conmigo. Mi sueño es levantarme en el día X y tener el regalo en la mesita de noche esperando, pero creo que eso jamás sucederá. 

48. El calor me pone de muy muy mala leche, porque se me baja la tensión y no me encuentro bien.

49. No me gustan las series españolas, ni las cosas del corazón... soy de documentales de animales, series americanas, y cosas donde aprender algo. 

50. Sé que volveré a hacer una lista de esta en el blog dentro de un tiempo, porque todo lo que sea hacer listas, me encanta. 



Además, os informo que si os habéis quedado con ganas de más, creéis que me he dejado cosas en el tintero, o simplemente, sois de las personas que les gusta conocer a fondo, os invito a que os paséis por mis 20 cosas que odio, 20 cosas que me gustan, 20 cosas que me enamoran y #15cosassobremi.

8 ago. 2014

Tortitas sin levadura

Andaba yo el domingo con antojo de algo dulce, y la verdad es que mi despensa daba penita, ahí teníais que ver a los ratones en plena manifestación con sus pancartas y todo por no tener nada que echarse a la boca. 

Así que me dije "pues me tocará hacer algo porque estas niñas tienen que merendar", primero pensé en hacer un bizcocho, pero... no, no tenía levadura (cagüen!), bueno pues unos buñuelos... pues tampoco, mmm unos gofres!... pues va a ser que no. 

A ver, ¿que podía hacer sin levadura? Y recordé que tenía una receta anotada en mi recetario de unas tortitas sin levadura, que es la que os traigo a continuación. 





200 gr de harina de repostería
4 huevos
250 ml de leche
una pizca de sal
35 gr de mantequilla
3 cucharadas de azúcar de café grandecita



INGREDIENTES EXTRAS:

Canela
Jengibre en polvo



1. Lo primero que tenemos que hacer, tal y como se ve en la foto, es separar las claras de las yemas, porque aquí está el truqui para engañar a la masa. 

2. En un bol, tamizaremos la harina junto con el azúcar y la sal. 

3. A continuación, tendremos que derretir la mantequilla, ya sabéis, un poquito de calor en el microondas y listo. Pues echamos la mantequilla, las yemas y la leche. Con un batidor manual, empezaremos a ligar todos los ingredientes. Cuando estén todo bien ligado y sea homogéneo, echaremos los ingredientes extras.




4. Ahora vamos con las claras, en otro bol, las ponemos, cogemos la batidora eléctrica, sino tenéis no pasa nada, solo que os toca hacer músculo y batirlas a mano, tardaréis un poco más, os cansaréis más, pero... se puede! (os recomiendo que si podéis os compréis la amasadora del Lidl, que es la que sale en mis fotos, creo recordar que no me costó más de 20€ y es muy completa)


5. Con las claras montadas, toca mezclarlas con nuestra masa, os recomiendo que cojáis una pala de madera, o sigáis con el batidor de mano. Tenéis que mezclarlas lentamente, e intentando que se ligue sin tener que marear mucho la masa, porque sino, las claras se vienen abajo y se nos fastidia el invento. 

6. Ponemos una sartén a calentar o una plancha, yo prefiero hacerlas en la plancha. Y con una brocha de cocina, pintamos la sartén de mantequilla, también podéis usar aceite de girasol, pero no os paséis. Si no tenéis brocha, un truco que yo utilizo es coger una cucharilla de postre, y cojo la mantequilla con el culo de la cuchara y así la extiendo. Coged el cazo de la sopa, y llenadlo, cuando la sartén esté caliente, verter la masa intentando que forme un círculo.



Si tenéis la plancha a buena temperatura, veréis que a los 2-3 minutos, le empiezan a salir como agujeros y que la masa está como cuajada, es hora de coger una pala y darle la vuelta para que esté otro 2 minutos. 

7. Servir. Las tortitas aceptan infinidad de acompañamientos: chocolate, nata, fruta, compotas, mermeladas... ya dependerá de vuestros gustos y vuestra imaginación :) Aunque yo soy fiel a mis tortitas con nata y chocolate, aunque justo el domingo ¡tampoco tenía nata!


Os aseguro que haciendo la receta tal y como os explico, las tortitas llegan a alcanzar un grosor entre medio centímetro y un centímetro.



 Ya me contaréis que tal os han salido!!

5 ago. 2014

50 cosas sobre mí, Minimonster y Babymonster

Como me gusta unirme a cualquier iniciativa que salta por las redes, esta no iba a ser diferente... 

Pero me gustó el giro que le dio La Madre Novata, incluyendo a su pichón en el listado, al fin y al cabo, ya sabéis muchas cosas sobre mí (tenéis los post 20 cosas que odio, 20 cosas que me gustan y 20 cosas que me enamoran y encima el especial que hice de 50 cosas sobre mí, remantando con la iniciativa #15cosassobremi), y me gustaría que conocieseis mejor a las monsters de mi hogar, por eso lo he dividido en 15 cosas sobre cada una, y 5 de mi relación de pareja ¡toma ya! Todo un completito señoras!!



Me he operado dos veces de la vista porque tenía miopía y astigmatismo, pues después de la segunda operación, me quedó un poco de astigmatismo y a día de hoy sigo usando gafas.

No me gusta pelearme, si tengo que discutir/debatir lo hago, pero no puedo pelearme por un problema de salud.

Me gusta la tortilla de patatas fría, seca y con pimientos y cebolla.

Soy directa diciendo las cosas, no me gustan los rodeos, por ello me he ganado fama de borde.

Como buena cáncer, puedo estar en un rato riéndome y a los 10 minutos con una depresión en lo alto, tengo un humor muy cambiante. 

Cuando me fui a vivir con el padredelasfieras no sabía hacer ni unos simples spaguettis, la culpa que ahora cocine y me atreva con todo, la tiene Minimonster, mi madre me decía que le daba pena mi hija cuando naciera con una madre tan torpe en la cocina. 

Soy diplomada en Magisterio en la especialidad de Audición y Lenguaje, Técnico Superior en Información y Comercializaciones Turísticas, Experta en Lenguaje de Signos; estudiando actualmente un Máster en Marketing y Comunicación digital, y aún así no tengo claro a que dedicarme profesionalmente. 

Tengo muy muy mala memoria, a veces mi mente rellena huecos de conversaciones inventándoselas, por eso nunca me fío de lo que recuerdo.

No soy una persona cariñosa, pero muestro mi cariño a través de gestos y actos con los míos. Excepto con mis hijas que me las como a besos.

Tengo una piel muy sensible, hasta una caricia que dure algo más de un minuto me provoca una rojez, por eso no me gustan.

El día de mi boda me lo tome más como un fiestón, que por lo que significaba en sí el día. 

Odio que me llamen por teléfono, eso es debido a que odio hablar por teléfono, todas las llamadas me molestan. 

Cuando me río parezco una gallina cacareando, en mi familia somos de tener risas bien sonoras.

Soy extremadamente desordenada, de ahí que hace años me impusiera la norma de llevar un orden y control de todo, porque entre lo desordenada que soy y mi mala memoria, puedo tirarme meses buscando algo. 

Me he enamorado solo en dos ocasiones, pero bien marcadas a fuego están en mi corazón. 

Sueño con vivir en Brooklyn y pasear por Manhattan, pero la unión que tengo con mi familia, me hace incapaz de llevarme a mis niñas lejos de ellos. 


Tiene un altavoz por boca, siempre le digo que el día que se copie en un examen, le pillan la primera.

No se queda a dormir en casa de mis padres a no ser que su hermana se quede también.

Con 5 años dijo que ya no iba más a natación porque ya sabía nadar hasta con tiburones.

Ha pasado por clases de flamenco, danza, zumba, natación... se aburre a los 3 meses.

Su nombre fue elegido en el cuarto mes de embarazo mientras veía Friends.

Es muy torpe andando, siempre se está pegando golpes, y como encima es llorona... es todo un círculo vicioso.

Tiene el don de sacarnos de quicio a su padre y a mí.

Quiere ser diseñadora de ropa de mayor (palabras textuales suyas)

Le da miedo ir a pasar el día al campo porque hay bichos.

Es muy muy distraída, tanto que no entiendo como ha sacado tan buenas notas en el colegio.

No es raro el día que aparece en el salón maquillada por ella misma con mi maquillaje.

Tiene una letra feísima y no hay forma que la corrija, le digo que en vez de diseñadora de moda, su mano ya le está indicando que va para médico.

Sus juguetes favoritos son los Pin y Pon y los Playmobil.

Ha sido un bebé de los que dan mucha mucha envidia a padres sufridores. Dormía 14 horas, comía de todo, siempre riendo y poco llorona. No sé que hicimos mal para que se nos jodiera el plantel.

Es muy cariñosa, siempre está abrazada a mí, escribiéndome notitas que me quiere mucho, y siempre siempre que se porta mal, viene a pedirme perdón.


Empezó a "hablar" hace escasamente 3 meses, su seño va a flipar en septiembre, le mandaré un diccionario Babymonster-Español.

Está siempre tirada en el suelo buscando hormigas o moscas que previamente me encargado de matar con el matamoscas.

Ella por Peppa Pig va al fin del mundo y vuelve.

Se sabe la letra de la canción Rather Be de Clean Bandit y la canta en un perfecto inglés.

Adora la ensalada, se la come a puñaos.

Es antisocial por naturaleza, es como un perro, necesitan olerte y observarte un rato para cogerte confianza.

Le encanta quitarse el pañal cuando la dejamos en la cuna para dormir, va para exhibicionista.

Siempre que le doy una chuche, automáticamente pide otra para su hermana.

Siente adoración por nuestra perra Tula, por eso no es raro encontrarla metida en su ventana, con las piernas colgando entre las rejas, acariciando a la perra.

Su récord es comerse 4 helados en una tarde. Ella sabe que cuando va a casa de mis padres es sinónimo de: me voy a poner hasta el culo de helados y fruta.

Le encantan las puertas, abrirlas y cerrarlas, junto con el encender y apagar las luces, en mi casa parece que tenemos poltergeits.

A vela que ve encendida, a vela que le canta el cumpleaños feliz con su media lengua.

Es pillina por naturaleza, y terremoto desde mi útero. No hay día que no nos de sustos; ella y su hermana son la noche y el día.

Cada vez que mi madre la coge en brazos, ella le coge la cruz que lleva al cuello y se la acerca a la boca y le dice: beso.

Siempre que hace algo que ella sabe que está mal, me mira y se ríe, enseñando esos dientecillos tan pequeñines, entrecerrando los ojillos, y yo me derrito y se me olvida regañarle.



Pensando en todo por lo que hemos pasado, me resulta difícil creer que sigamos juntos.

Él se enamoró de mí a primera vista, yo esa noche, me fijé en su amigo y padrino ahora de Babymonster. 

Cuando estamos en casa con las niñas, nos peleamos por whatsapp uno al lado del otro en el sofá.

Hacemos apuestas ridículas con premios que tenemos que pagar si perdemos, la última, me ha tocado meter un jilguero en casa, perdí yo. 

Nadie daba un duro por nosotros cuando comenzamos, yo la primera. 





¡Listo! ¡Lo conseguí!
¿Os animáis a hacer vuestro propio listado?

¡Nos leemos!


1 ago. 2014

Crítica Breaking Bad

Buenas a todos,

Esta entrada la llevo rumiando semanas, aquellos que me seguís por Twitter, sabéis que estuve haciendo una maratón de la serie Breaking Bad, la vi entera en una semana y como twitter se me quedaba corto para expresarme, he decidido que una serie de tal calibre se merecía un post. 



Aviso a los que no la hayáis visto que paréis aquí, pues habrá spoilers. Pero os doy un consejo, verla en VO, la serie en español desmerece mucho, y pierdes matices en las tonalidades de los personajes que son impresionantes! Y  que, bajéis este post hasta el final donde doy una opinión en general sin desvelar nada. 

Como es una serie muy compleja, creo que lo mejor es ir personaje por personaje, dando mi opinión, siendo así más sencillo de desgranarla. Me centraré en los principales, porque sino sería un post interminable.



Mr. White - Heisenberg: Todos los personajes a lo largo de la serie sufren una serie de cambios en su personalidad, pero como es obvio, este es el personaje que más cambia de todos. Comienza ganándose la simpatía de todos los espectadores, lleva una vida de mierda, es el último en su casa, tiene un trabajo en el que no se siente realizado y encima le detectan un cáncer. En ese momento, algo en su interior hace click, y sale su vena más protectora hacia su familia, llevándole a empezar a cocinar metanfetamina para conseguir pasta para salvaguardar los años venideros de su prole. Pero luego, y en realidad, lo que el disfruta es viendo el poder que empieza a poseer y el control sobre todo que tiene sobre Jesse.

A mí me caía bien, pero cuando se le empezó a ir la olla, a manipular, a matar (sobre todo el envenenamiento del niño), y a ser tan egoista; me cayó como el culo. El poder se comió a Mr. White, y dejó vía libre a Heisenberg, que realmente empieza a dar escalofríos cuando ves lo que llega a hacer solo por conseguir su propio fin, dándole igual a quien tuviese que manipular. Todo lo que sucede en la serie es prácticamente por su culpa, pero siempre culpa al resto, a su mujer, a Jesse...

Hay momentos estelares de Bryan Cranston, donde solo cambiando la expresión de su cara dejamos de ver a Walter y vemos realmente a Heisenberg, un 10 por su interpretación, yo me quedaba maravillada por la prosodia de su voz, en las que en algunas escenas te recorría un escalofrío por todo lo que transmitía, para mí una escena memorable es esta:


¡Sublime!
Yo le cogí tal odio, sobre todo por lo que le pasó a Hank, que poco me pareció como murió, sí, que murió donde más poderoso se sentía y rodeado de lo que realmente que gustaba ¡no se lo merecía! 

Jesse Pinkman: Al principio de verlo solo me salía decir ¿pero este de dónde ha salido? las escenas de las primeras veces que cocinan, eran buenísimas, que me podía reír viendo como hacía el chorra. Pero luego es un personaje que los guionistas tenían que odiar, porque pobrecito mío por todo lo que le hacen pasar. Persona que le importaba, persona que se la cargaban! Y casi siempre, orquestado por Heisenberg (maldito!), con diferencia es con el que más he sufrido, al verlo abocado a la más completa autodestrucción.  Por no decir que si a alguien le daban una paliza, siempre se la llevaba el pobre. Esa escena de la última temporada, atado, desaliñado, perdido, mientras cocinaba meta sin querer... uufff los pelos de punta! 
Quise yo misma matar a Heisenberg cuando mató a Mike, entre otros muchos aspectos que lo odiaba, le corroía los celos, porque veía que iba perdiendo a Jesse porque este cada vez estaba más unido a Mike, mientras que se alejaba cada vez más a él; y es que, al fin y al cabo, Walter siempre necesitó a Jesse. 
Aquí un vídeo que recoge muy bien toda la trayectoria de Jesse en la serie, y es que mientras Walter se iba convirtiendo más en Heisenberg, él iba haciéndose más bondadoso y odiando más ese mundo en el que se había metido.


¡Los pelos de punta! Es con diferencia mi personaje favorito
y el que ha conseguido sacarme más lágrimas.



Skyler White: Desde mi punto de vista, es el personaje más maltratado por los espectadores, y me explico. Al principio de la serie, a todos nos empieza a caer Skyler como un tiro, es mandona, soberbia, y manipuladora, hasta ahí todo cierto. Pero según la serie avanza, ella va cambiando. Si cualquier mujer, como tú, o como yo, nuestro marido empieza a meterse en follones donde pone en peligro a nuestra familia, donde desaparece porque le da gana, encima estamos embarazadas y parece que pasa del tema ¿no le cantaríamos las 40? vamos, el teléfono le echaría humo! Y si no lo veis así es que tenéis un Síndrome de Estocolmo como un templo. 
Llega un punto que la única que realmente se preocupa por la familia es ella. A mí mi marido pone en peligro a mis hijas, solo por su ansia de poder, y lo cuelgo por los huevos, es que no tiene que cargárselo Gus, porque yo misma me encargaría de él. Le critican que le dio el dinero a Ted, pero vamos! le dio el dinero para salvar a su familia, porque sino, saltaría la liebre por él, e irían luego los de Hacienda a por ellos por el lavadero de coches.
Me resulta muy llamativo que los espectadores empezasen a putearla porque se había tirado a su jefe en venganza a los negocios de Walter ¿en serio? ¿en serio se puede comparar? Lo hizo por venganza por supuesto, pero no creo que sea para crucificarla, no creo que por echar un polvo pusiera en peligro la vida de su familia por favor! 


Hank Schrader y Marie: Estos dos personajes al principio me caían fatal, él por bobalicón y ella porque está perturbada. Pero según le empiezan a pasar cosas a Hank por culpa de Heisenberg, me empieza a dar más y más pena y por ende me da pena Marie por todo lo que sufre al ver lo que le está sucediendo a su marido. Para mí, una escena memorable de Hank es cuando está en su garaje y aparece Walter, madre mía!! ¿a quién no se le cortó la respiración? Los diálogos fueron geniales.


¡¡Brutal!! 

Me encanta esta parte, porque Walter le salta con su excusa de siempre: "Piensa en la familia" es el escudo que siempre había estado utilizando para seguir haciendo de las suyas, y Hank como lo manda a la mierda a él y a la familia; pero luego le salta con el tema de dar pena, su cáncer, y es buenísimo cuando Hank se alegra porque le haya reaparecido. 

Lo pasé realmente mal en la última parte cuando aparecen los mercenarios y están ellos en el desierto, si ya la muerte de Gómez me deja sin aliento, cuando matan a Hank, me dejó catatónica. 

En resumen...
Breaking Bad es una gran serie, muy muy buena, con diálogos y silencios maravillosos. Es una serie que consigue llevar al espectador a aceptar actos delictivos como victorias, consigue manipularnos a todos para llevarnos a su terreno y que vivamos como éxitos los éxitos de Walter y Jesse, pero también es una serie que logra sacar lo peor de cada uno, deseando en más de un momento la muerte de algún personaje.
Por mi parte, sé que me dejo infinitas cosas en el tintero, pero es una serie tan tan compleja, que necesitaría crear solo un blog sobre ella para poder desgranarlo todo. 
Es una serie que me ha gustado, me ha removido internamente, he sufrido, me he reído, y me he enganchado a ella; mi idea es comprarme la serie completa, pues es de estas series merecedoras de tener en tu salón y poder ver una y otra vez disfrutando de toda ella, eso sí, siempre en VO. 
Los que no la habéis visto ¿os animáis?
Los que sí la habéis visto ¿la volveríais a ver?
¿os gustó? ¿fuisteis más de Heisenberg o de Jesse?

¡Nos leemos!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...